Saltar al contenido
D

Ejemplos de declamación

Ejemplos de declamación
4.9 (98.64%) 88 votes

Derivado del término latín “declamatio”, la declamación es el arte de hablar en público haciendo uso de la entonación, la mímica e incluso las gesticulaciones frente a un público que observa y escucha. Debido a esto, la declamación mantiene una estrecha relación con la poesía, además de las artes escénicas como el teatro.

¿Qué es?

El término declamación, proviene del verbo declamar que quiere decir “recitar con entonación”, esto con la finalidad de cautivar a un público espectador, de manera que el orador interpreta un poema haciendo uso de gestos, mímica y la variación del tono de voz al momento de hablar para engrandecer el significado emocional contenido en cada palabra.

En tal sentido, la declamación se diferencia de la recitación y la lectura de poemas, ya que estos se sostienen solamente en la voz, así como en su modulación.

Es importante destacar, que la declamación posee pautas generales para que sea llevada a cabo de forma eficaz. Los expertos recomiendan realizar ejercicios de respiración constantemente, entrenar la correcta afinación de la voz, mejorar la postura corporal, practicar oratoria y entender que la declamación no es solo una técnica, sino un arte.

De tal forma que para lograr una buena declamación es importante la buena dicción, actuar con naturalidad, poseer un buen control y una buena proyección de la voz que permita tener la capacidad de cambiar su entonación e intensidad, así como también respetar las pausas que brindan los signos de puntuación ya que cada signo posee un tiempo de pausa diferente.

Ejemplos de declamación

De Alejandro Díaz Valero:

Voy a declamar unos versos
Escritos por un famoso poeta
Quiero en voz alta leerlos
Y expresar el sentimiento de sus letras.

Quiero hacer una interpretación
Dejando todo mí sentir;
Que en cada verso este la emoción
Que le puso el poeta al escribir.

Quiero a todos, hoy declamar,
Con voz clara y buena dicción
Para que el sentimiento pueda brotar
Como brota la alegría en mi corazón.

De Miguel Hernández:

La cebolla es escarcha
Cerrada y pobre:
Escarcha de tus días
Y de mis noches.
Hambre y cebolla:
Hielo negro y escarcha
Grande y redonda.

En la cuna del hambre
Mi niño estaba.
Con sangre de cebolla
Se amamantaba.
Pero tu sangre
Escarchaba de azúcar,
cebolla y hambre…

De Magnolia Matute

Pariaguán está enclavado
En una meseta que lleva su nombre,
Siendo un accidente geográfico
Muy importante de renombre.
Ya que es punto de convergencia
Entre tres  importantes cuencas:
La del mar caribe, la del río Unare y Guere
Y posee muchas actividades económicas…

De Marianela Aparicio

Traigo rima, traigo versos
Traigo gran inspiración
Soy respetuosa y sencilla
Y todo lo hago con amor…

Declamación para niños:

En la ciudad de los gatos
Vive el gato Mustafá
Muy temprano se levanta
Pues le gusta ser puntual.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *